Playera Polo, un clásico que se adapta y perdura

El origen de la playera polo se remonta al siglo XIX y su origen está ligado al deporte, principalmente al tenis y al polo. 

René Lacoste, tenista francés, insatisfecho con la vestimenta tradicional del tenis y que consistía en una camisa de manga larga con cuello rígido, diseñó en 1926, una camisa más funcional y cómoda, estaba hecha de tela piqué de algodón, era blanca, con manga corta, abotonadura y un cuello suave. Encontró que esta prenda mejoraba tanto la transpirabilidad como la movilidad. René Lacoste, buscaba una prenda que le brindara comodidad en clima cálido y libertad de movimiento y esta prenda cumplía con sus necesidades. 

En 1933 fundó junto con André Giller “La Chemise Lacoste” y comenzaron a producir masivamente las camisas y popularizándola más allá del tenis. La camisa Lacoste, con su famoso logo del cocodrilo, se convirtió en sinónimo de elegancia deportiva. 

En los años 60’s la camisa polo se convirtió en una prenda bastante popular fuera de las canchas de polo y tenis y fue adoptada en otros deportes, como el golf, hasta convertirse en una prenda popular entre el público general debido a su estilo, al mismo tiempo, casual y elegante. 

Entre los años 70’s y 80’s, la marca Ralph Lauren introdujo su propia versión de la camisa Polo y se convirtió en un ícono de la moda prepatoriana en Estados Unidos. La playera polo se le asoció con la élite universitaria y a un estilo de vida deportivo y sofisticado. 

En la actualidad, la playera polo es una prenda básica del vestuario moderno, es sinónimo de un estilo versátil, ya que puede ser utilizado en contextos deportivos, cauales y semiformales. Diferentes marcas y diseñadores han lanzado sus propias versiones, si bien mantienen el diseño clásico, experimentan con colores, materiales y patrones. Hoy en día, es utilizada incluso, como parte de uniformes corporativos. 

Las características distintivas de la playera tipo polo incluyen: 

Cuello de punto, flexible y suave, que puede ser alzado para proteger el cuello del sol.   

Un área de botones, generalmente dos o tres botones. 

Logo bordado en el pecho, ya sea de la empresa o de la marca.  

 

Como lo mencionamos, las playeras tipo polo se fabrican utilizando diferentes materiales y tejidos, cada uno de ellos brinda diferentes beneficios como apariencia, elasticidad, durabilidad y transpirabilidad. 

 

Los materiales más comunes son:  

 

El piqué es el material más común y tradicional, tiene una textura en relieve y pequeños huecos que permiten la transpirabilidad. Resulta ideal para climas cálidos y los deportes. Es fácil de cuidar, muy duradero y no se arruga con facilidad. 

El Rayón (Viscosa) ofrece una textura sedosa y suave, es ligero y absorbe la humedad.   

Elastano (lycra, Spandex) para proporcionar elasticidad y mejorar la adaptación al cuerpo. 

Conclusión 

La elección del material para una playera polo dependerá del uso, las condiciones climáticas y, por supuesto, de las preferencias personales, en cuanto a estilo y comodidad. 

Si bien es cierto que han evolucionado para satisfacer las necesidades de los consumidores, siguen manteniendo su posición como una prenda versátil y esencial en cualquier guardarropa. 

 

Visita nuestro catálogo para conocer las telas de que tenemos para ti. 

 

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Scroll to Top
Abrir chat
¿Necesitas ayuda?
Hola!
Como podemos ayudarte hoy..